Perfil renal

El examen de perfil renal consiste en un conjunto de pruebas necesarias para evaluar la función de los riñones. Se miden los niveles de varias sustancias en sangre, entre las cuales electrolitos, minerales, proteínas y glucosa. El órgano del riñón es de vital importancia para mantener la sangre limpia y equilibrada. Conozca más en esta nota la importancia de realizar un examen de perfil renal.

Los riñones son unos órganos en forma de judía localizados por debajo de la caja torácica, a ambos lados de la espalda. Filtran aproximadamente unos 140 – 150 litros de sangre al día, eliminando así productos de desecho procedentes del metabolismo de los alimentos o de la actividad normal de las células del organismo. Los riñones producen orina para conseguir eliminar, junto con estos productos de desecho, el exceso de agua.

Perfil renal
Perfil renal

Los riñones contribuyen en la regulación del pH sanguíneo así como en la de los niveles o concentraciones de distintos elementos del organismo, entre los que se incluyen sodio, potasio, cloruro, calcio, fósforo y bicarbonato (CO2), aislándolos o separándolos del resto de sustancias a eliminar y reincorporándolos a la circulación sanguínea.

La finalidad de la función renal es la de desprenderse tan solo de la cantidad de sustancias en exceso o la de conseguir mantenerlas en sangre a la mínima concentración necesaria. Por todo lo mencionado, la importancia de realizarse un examen de perfil renal.

Si los riñones no funcionan adecuadamente, los productos de desecho pueden acumularse en la sangre, y los niveles de estos fuidos pueden alcanzar concentraciones potencialmente tóxicas, poniendo incluso en peligro la vida del individuo. Son muchos los trastornos y enfermedades que pueden ocasionar lesión o daño renal.

Las principales causas y los principales factores de riesgo de enfermedad renal son la diabetes y la hipertensión arterial. Si desea más información, refiérase a Enfermedad renal. Por todo lo mencionado, la importancia de realizarse un examen de perfil renal.

Las pruebas incluidas en un perfil renal pueden variar en función del laboratorio, aunque característicamente se suelen realizar las siguientes:

Electrolitos: se trata de sustancias con carga eléctrica indispensables para los procesos vitales del organismo, como por ejemplo la transmisión nerviosa y la función muscular; contribuyen, entre otras funciones, en la regulación de la cantidad de líquidos en el organismo, y ayudan a mantener el equilibrio ácido-base:

Sodio

Potasio

Cloruro

Bicarbonato (CO2)

Minerales

Fósforo: esencial para la producción de energía, para la función muscular y nerviosa y el desarrollo del hueso; juega también un papel primordial como mecanismo tampón, manteniendo el equilibrio ácido-base.

Calcio: uno de los minerales más importantes en el organismo; esencial para el correcto funcionamiento de músculos, nervios y corazón; necesario para la coagulación sanguínea y la formación y desarrollo de los huesos.
Proteínas

Albúmina: representa aproximadamente el 60% de las proteínas plasmáticas o séricas y desempeña muchas funciones, como evitar el desplazamiento de fluido fuera de los vasos sanguíneos y garantizar el transporte de hormonas, vitaminas, fármacos e iones, como calcio, por todo el organismo.

Urea: se trata de un producto de desecho que contiene nitrógeno procedente del metabolismo de las proteínas; se libera por el hígado hacia la sangre, alcanzando así los riñones donde se filtra para eliminarse por la orina.

Creatinina: producto de desecho procedente de los músculos; los riñones se encargan de eliminar prácticamente la totalidad de creatinina.

Glucosa: fuente de energía para el organismo; el organismo necesita un aporte de glucosa estable para poder disponer de ella, y se tiene que mantener su concentración en sangre dentro de unos márgenes determinados.

¿Cuándo se solicita un examen de perfil renal?

El perfil renal se puede solicitar cuando existen factores de riesgo de disfunción renal como hipertensión, diabetes, enfermedad cardiovascular, obesidad, aumento de los niveles del colesterol o antecedentes familiares de enfermedad renal.

El médico puede solicitar el perfil si observa signos en un individuo, o éste refiere síntomas sugerentes de enfermedad renal, a pesar de que al inicio de la enfermedad no suele ser habitual que exista ninguna manifestación clínica. En las fases iniciales de la enfermedad, ésta se puede detectar realizando análisis de sangre o de orina. Entre los signos y síntomas que pueden observarse se incluyen:

  • Hinchazón, especialmente alrededor de los ojos o en la cara, muñecas, abdomen, muslos o tobillos
  • Emisión de orina espumosa, sanguinolenta o con color de café
  • Disminución de la cantidad de orina emitida
  • Problemas al orinar, como sensación de quemazón o aparición de secreciones, o bien cambio del ritmo o frecuencia habitual con la que se orina, especialmente por la noche
  • Dolor en la zona media de la espalda, por debajo de las costillas, donde se localizan los riñones
  • El perfil renal se solicita también en la monitorización de una enfermedad renal para valorar la eficacia del tratamiento.

También puede interesarle: Colesterol total

LO QUE TIENE QUE SABER:

El examen de perfil renal es brindado por Citolab, laboratorio clínico y anatomía patológica. Puede encontrarnos en la avenida Guardia Civil N° 2187, en el Callao (referencia: frente al Hospital Nacional Daniel Alcides Carrión). O también comunicarse a los teléfonos 4536469 o al 989344800 y 948079061.

A TENER EN CUENTA
Esta información proporcionada, a través de este medio, no puede reemplazar, de manera alguna, a un servicio de atención médica personal. De igual manera, estos datos y literatura médica no son los ideales para determinar algún diagnóstico o escoger algún tratamiento a seguir. Estos datos detallados sobre el examen clínico en mención son exclusivamente de carácter informativo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *